Falta una semana para #Naukas17

Falta una semana, menos de 7 días para que vuelva a Bilbao el mayor espectáculo de divulgación científica. Y aunque parezca difícil, este año parece que va a superar todas las expectativas. Este año marcará la diferencia. 

No será, eso sí, por el formato: fieles a la marca, Naukas seguirá consistiendo en charlas de 10 minutos sobre algún tema relacionado con la ciencia, accesibles para todos los públicos y aderezadas con mucho humor. Esta es la fórmula mágica que, año tras año, ha conseguido que el evento vaya creciendo. ¡Y vaya si ha crecido! El segundo año, conseguimos llenar el auditorio principal del Bizkaia Aretoa. A partir del tercero, fue necesario abrir salas adyacentes para que la gente pudiese disfrutar, si no del directo, de un buen streaming. En los últimos años, sencillamente, el edificio ya no tenía capacidad suficiente para semejante afluencia de público. Así que en 2017 le decimos adiós a nuestro ya querido Bizkaia Aretoa y nos mudamos a… ¡el Palacio Euskalduna!


Ahora bien, la mudanza no está exenta de retos. Ahora tenemos unas 2000 localidades que llenar (animaos a venir, ¡hay hueco al fondo!) y un escenario mucho más imponente que pondrá a prueba nuestros nervios de gelatina. Por lo menos los míos, que siempre soñé con actuar en un auditorio como este…

Si bien no ha sido mi piano lo que me ha llevado a semejante escenario, os puedo adelantar que a la charla de este año tampoco le faltará una buena dosis de música. Esta vez, Iñaki y yo actuamos juntos y… sólo os puedo adelantar que es la charla más chula que hemos preparado hasta la fecha. Creedme: no queréis perdérosla.

Pero si no basta con mi palabra, aquí tenéis un buen puñado de razones para presentaros en Bilbao el jueves que viene y no dejar de flipar hasta el domingo. Y, si alguno se queda con ganas de más, puede quedarse una semana más para disfrutar de todos los eventos (Scenio, Science+JMED!) organizados por la Cátedra de Cultura Científica de la UPV que llenarán de ciencia la plaza de Bizkaia hasta el 24 de septiembre.

Agente Smith forever

No sé si lo han leído, pero dice Chema, AKA Rinzewind, que Las penas del Agente Smith ya no se llama Las penas del Agente Smith. Algo así como que se le salió la sopa por la nariz y las letritas formaron un nombre de mierda (lo dice alguien cuyo blog se llama Enchufa2, con un dos: sé de lo que hablo) que le hizo gracia; no sé, no me he parado en los detalles.

Me da igual: para mí seguirá siendo Las penas del Agente Smith. Podrá cambiarlo en el HTML, pero no en nuestros corazones. De hecho, lo primero tiene arreglo: he aquí una extensión de Chrome para que su blog aparezca con el nombre correcto. Descomprimir, instalar y a disfrutar.

Poor man’s parallel con Bash

GNU Parallel es «una herramienta para ejecutar tareas en paralelo usando uno o varias computadoras». Es realmente compleja y versátil, pero muchas veces su uso se reduce a paralelizar un bucle. Algo así, para ejecutar 10 tasks utilizando 4 cores:

task() {
  echo "running $1..."
  sleep $(($1%4))
  echo "$1 stopped"
}
export -f task

for i in {1..10}; do
  sem -j4 task $i
done
sem --wait

Pero si no está disponible o da problemas, y no importa que la salida pueda intercalarse, se puede hacer lo mismo solo con Bash:

task() {
  echo "running $1..."
  sleep $(($1%4))
  echo "$1 stopped"
}
pmsem() { ((_i=_i%$1)); ((_i++==0)) && wait -n && ((_i--)); }

for i in {1..10}; do
  pmsem 4; task $i &
done
wait

Periodismo de datos sin datos

(Esta anotación se publica simultáneamente en Naukas)

Me encuentro en Twitter con el siguiente gráfico despropósito de CBS News:

donde se hace referencia al porcentaje de estadounidenses que dice haber probado la marihuana. Evidentemente, los porcentajes no suman 100 % porque se refieren a una misma población en tres instantes temporales diferentes. Evidentemente, digo, si uno lee todo el texto y se para a digerir lo que está viendo, por lo que mostrar una gráfica pierde toda su razón de ser.

Gráficas horribles como esta constituyen, desafortunadamente, la tónica generalizada en los medios de comunicación, con mención especial para la televisión. Pero esta en concreto me ha llamado especialmente la atención porque, paradójicamente, la torpeza en la representación esconde un despropósito mucho mayor que tiene que ver con los datos (o su ausencia, más bien).

Desconozco si CBSN quería decirnos simplemente que mucha gente apoya la legalización de la marihuana, como reza el titular. Si es así, no entiendo qué tiene que ver el porcentaje de gente que la ha probado y, en todo caso, el dato de hoy en día sería más que suficiente. Por el contrario, la elección de la pregunta y los datos históricos sugieren más bien que el número de fumetas se ha disparado peligrosamente (crecimiento de 9 puntos en 19 años y ¡8 puntos en el último año!). Pero independientemente de su intención, la representación de una serie temporal debe hacerse de la siguiente manera:

Además, cuando hablamos de porcentajes, lo ideal es comprimir el eje hasta mostrar la referencia del 0 %:

Desatinos aparte, se agradece que CBSN especifique el margen de error, que es del +/- 4 % (con un nivel de confianza del 95 %, asumo, por lo que podemos inferir que el número de encuestados se sitúa entre 500 y 1000 personas). Una última mejora, por tanto, pasaría por añadir dicho margen de error:

Ahora tenemos una buena gráfica, pero el problema de fondo persiste: estamos haciendo periodismo de datos sin datos. ¿Qué hay entre 1997 y 2016? No lo sabemos (y no sabemos si lo saben), y por tanto no hay manera de interpretar el aparente crecimiento del último año. Podemos hacer, no obstante, el ejercicio de inventarnos unos cuantos datos, aunque sea de manera chabacana, y ver cómo podría cambiar el cuento:

Simplemente he cogido la media de los datos de 1997 y hoy y he generado valores según una normal de desviación adecuada al margen de error. Como resultado, el efecto de crecimiento acelerado desaparece. En definitiva, parece claro que ha habido un incremento desde el año 1997, pero poco o nada podemos decir del incremento del último año.